Las mejores bicicletas eléctricas plegables de 2020

Una de las imágenes más memorables de nuestros viajes por Europa es la de la gente yendo a trabajar en bici. Si a ti te pasa lo mismo y te mueres de la envidia al ver a tantas personas pedaleando por las calles este es tu lugar.

Posiblemente te has planteado más de una vez la posibilidad de comprar una bici para tus desplazamientos cotidianos, pero la falta de espacio en tu hogar o las cuestas de tu ciudad te hayan echado para atrás. Si es así, una bici eléctrica plegable es la solución.

En este post te hemos preparado una pequeña guía para que des con el modelo que mejor se adapta a tus necesidades y puedas dar ese giro saludable a tu vida con el que tanto sueñas.

 

Ventajas de comprar una bicicleta eléctrica plegable

Cambiar el transporte público o el coche privado por una bicicleta eléctrica plegable tiene multitud de ventajas que van desde mejorar tu salud hasta ahorrar algo de pasta. Sin duda, alicientes muy persuasivos a la hora de dar el salto a la movilidad sostenible.

Ganas tiempo en tus desplazamientos

Olvídate de dar vueltas y vueltas buscando un aparcamiento. Con una bici plegable no tendrás ese problema nunca más ya que, si no puedes dejarla en la calle, siempre podrás subirla a casa o a la oficina.

Moma 20,2

Este ahorro de tiempo también es aplicable a los que usamos el transporte público. Sobre todo, si tus horarios incluyen días festivos en los que hay menos frecuencia de metros y autobús. Con la bici tú decides la hora a la que sales de casa sin depender del día de la semana ni de si es verano o invierno.

Respetuosas con el medio ambiente

Las bicicletas eléctricas son bastante más respetuosas con el medio ambiente que cualquier otro vehículo a motor. No emiten ningún gas a la atmósfera y su consumo eléctrico es bastante reducido.

Permiten ahorrar dinero

Es posible que de primeras comprar una bicicleta con motor te pueda parecer una inversión importante. Sin embargo, si eres de los que utiliza el vehículo privado para ir cada día al trabajo, en pocas semanas te darás cuenta de la gran cantidad de dinero que ahorrarás al año usando tu bici.

Incluso si te desplazas en transporte público el ahorro también será notable. Quizá tenga que pasar un poco más de tiempo para notarlo en el bolsillo, pero con el paso de los meses verás como tu cuenta corriente agradece que te hayas pasado a la biclicleta eléctrica.

Moma 20,2

De hecho, salvo que te muevas andando, este tipo de vehículos son los más baratos. Es cierto que tendrás que cargar la batería en casa y eso implica un consumo mayor de energía, pero se trata de una subida muy pequeña en comparación con lo que cuesta llenar un depósito de gasolina.

Te mantienen en forma

Las bicicletas eléctricas no son motos, hay que pedalear para que se pongan en marcha. Es cierto que gracias a su motor no te supondrá demasiado esfuerzo desplazarte por tu ciudad, pero algo tienes que poner de tu parte.

Esto significa que se acabó eso de levantarte de la cama para sentarte en el coche y de ahí a la oficina para acabar pagando un gimnasio en el que mover un poco las piernas. Moviéndote con una de estas bicis harás ejercicio varias veces al día casi sin darte cuenta, con todos los beneficios que eso traerá para tu salud.

Si después sigues teniendo ganas de machacarte en un gimnasio, ya es cosa tuya.

Las mejores bicicletas eléctricas plegables del mercado

Windgoo 14”

La primera de las bicicletas plegables que te vamos a mostrar en este post es el modelo Windgoo 14”. Dotada con un motor de 350W es capaz de alcanzar una velocidad máxima de 25 km/h y circular durante 25 kilómetros sin necesidad de enchufarla. Con estas características resulta una buena alternativa para tus desplazamientos cotidianos. Eso sí, se tarda entre 4 y 6 horas en tener la batería completamente cargada.

Windgoo 14" Ver precio

Tu seguridad es un factor clave para esta marca. Por eso, este modelo cuenta con frenos de doble disco tanto en la rueda delantera como en la trasera y faros de luces LED. También viene con un timbre que avise de tu presencia a los peatones despistados.

El asiento es ergonómico y se adapta bastante bien al cuerpo, lo que se traduce en viajes cómodos y placenteros, aunque el destino sea la oficina. El peso de la bici es de 18 kilos, demasiado si la quieres subir y bajar andando todos los días, aunque bastante aceptable si tienes un ascensor.

En cuanto a la carga que soporta, la podrás usar sin problema siempre y cuando tu peso no sea superior a 90 kilos.

Lo mejor

  • Luces de LED
  • Autonomía de 25 kilómetros

Lo peor

  • Tarda hasta 6 horas en cargarse

Ver precio

 

Urban Glide E-Bike 140

Más ligera que el modelo anterior, la Urban Glide E-Bike 140 puede ser tu bicicleta si tienes que cargar con ella al hombro para subirla a casa. Sus 15 kilos de peso son bastante manejables. Eso sí, no creas que por ser menos pesada es más endeble. Todo lo contrario, este modelo es capaz de aguantar hasta 120 kilos de carga. Además, su sillín regulable lo convierte en una buena opción si eres una persona alta.

Urban Glide EBike 140 Ver precio

En cualquier caso, si te ves en la obligación de dejarla en la calle, la Urban Glide E-Bike viene con un sistema antirrobo, para que te quedes tranquilo, y con una pata de cabra para que puedas estacionar la bici sin tener que dejarla de cualquier manera.

Si hablamos de su potencia, este modelo cuenta con tres tipos de conducción y su velocidad máxima es de 25 km/h. Con un tiempo de carga de 5 horas es capaz de recorrer hasta 20 kilómetros sin tener que volver a pasar por un enchufe.

Hay que decir que a la Urban Glide E-Bike 140 le cuesta un poco subir pendientes si no se le ayuda un poco. Esta bici viene de serie sin pedales, pero si hay cuestas importantes en tu trayecto habitual, es recomendable que compres unos. Puedes hacerte con ellos sin gastar demasiado.

En cuanto a la seguridad en la conducción, la bici tiene faros delanteros y traseros de tecnología LED y un freno de disco.

Lo mejor

  • Es ligera
  • Aguanta hasta 120 kilos de carga

Lo peor

  • Viene sin pedales
  • Le cuesta subir pendientes pronunciadas

Ver precio

 

Moma E- Bike 20.2

La Moma E-Bike 20.2 es una bici para usuarios exigentes. Su autonomía alcanza los 80 kilómetros, obteniendo una carga completa en tan solo 4 horas, y la velocidad máxima es de 25 km/h. Sin duda la mejor opción si tienes pensado realizar todos tus desplazamientos en bicicleta. Sobre todo, porque las cuestas no son un problema para este modelo.

Moma EBike 20.2 Ver precio

El cuadro de la Moma E-Bike 20.2 es de aluminio y toda la bicicleta pesa alrededor de 18 kilos. No es que sea la más ligera del mercado, pero gracias a su gran autonomía es probable que no necesitas combinarla con ningún otro medio de transporte. Además, su plegado es realmente rápido y sencillo.

En cuanto al peso de carga soportado, este alcanza los 110 kilos. Pensada para gente de todas las tallas, te resultará bastante cómoda incluso si mides más de 1.80 metros.

Para una conducción segura cuenta con timbre y con luces LED, delanteras y traseras, que se accionan al pedalear.

Lo mejor

  • Autonomía de 80 kilómetros
  • Sube cuestas con facilidad
  • Batería extraíble

Lo peor

  • Pesa 18 kilos

Ver precio

 

Windgoo 12″

La bicicleta Windgoo 12” es otro de los modelos estrella de la casa china. Su autonomía es algo inferior al que has visto al comienzo de este artículo ya que solo llega hasta los 18 kilómetros. La velocidad máxima, sin embargo, sigue siendo en, este modelo también, de 25 km/h y sube pendientes de hasta 20º de inclinación.

Windgoo 12" Ver precio

Otra diferencia es que en este modelo tan solo encontrarás un freno de disco, no dos como en el de 142. Eso sí, las luces LED están colocadas tanto delante como detrás para que tus trayectos sean lo más seguros posibles.

En cuanto al peso, no tendrás nada de que preocuparte si no sobrepasas los 110 kilos. Bastante más que el modelo analizado más arriba. Además, está pensada para que la puedas usar tanto si no llegas a la media de estatura para tu edad, como si sobrepasas el 1.80. El tiempo de carga también se reduce en esta bici y pasa de 6 a 3 horas.

Lo mejor

  • Aguanta hasta 110 kilos
  • Se carga en 3 horas
  • Sube pendientes sin problema

Lo peor

  • 18 kilómetros de autonomía
  • Solo un freno

Ver precio

 

Nilox Ebike X2

Hasta 25 km/h alcanza también la Nilox Ebike X2, pudiendo recorrer hasta 25 kilómetros sin pasar por un enchufe. Eso sí, una vez la batería se agote te costará entre 3 y 4 horas tenerla lista de nuevo para salir a recorrer las calles.

Nilox EBike X2

Ver precio

Las cuestas no son un problema para este modelo, ya que las afronta con facilidad. Eso sí, sus 18 kilos de peso la sitúan en la media dentro de este tipo de bicicletas. Demasiado pesada para subir y bajar todos los días por unas escaleras, pero bastante compacta para guardarla en casa.

La Nilox EBike X2 resulta una buena elección si vives en una zona lluviosa ya que la podrás usar sin problema aunque caigan chuzos de punta. Eso sí, recuerda que es importante que la seques antes de ponerla a cargar.

En cuanto al peso de carga, deberás pesar menos de 90 kilos para que su funcionamiento sea óptimo. Lo que no resulta ningún problema es tu altura ya que podrás circular cómodamente incluso si superas el 1.85.

Lo mejor

  • Sube cuestas con facilidad
  • Puedes circular bajo la lluvia

Lo peor

  • El peso máximo de carga es de 90 kilos
  • Pesa 18 kilos

Ver precio

 

Tabla comparativa de las mejores bicicletas eléctricas plegables

En esta tabla te mostramos una comparativa de las 5 bicicletas eléctricas plegables que hemos analizado en el artículo. Cualquiera de ellas te proporcionará una buena relación calidad-precio, se trata de que averigües cuál es la más indicada para ti.

 Velocidad máximaAutonomíaTiempo de cargaPeso soportado 

Windgoo 14"
25 km/h25 kilómetros4-6 horas90 kilos Ver precio

Urban Glade 140
25 km/h20 kilómetros5 horas120 kilos Ver precio

Moma 20.2
25 km/h80 kilómetros4 horas 110 kilos Ver precio

Windgoo 12"
25 km/h18 kilómetros3 horas110 kilos Ver precio

Nilox X2
25 km/h25 kilómetros3-4 horas90 kilos Ver precio

Guía para comprar la bicicleta eléctrica plegable que mejor se adapte a ti

Como ocurre con todo en la vida, no hay opciones buenas o malas. Se trata de averiguar cuál es la bicicleta que mejor cubre tus necesidades.

Por eso, antes de lanzarte al mercado a comprar la marca que está de moda o aquella que de primeras parece más barata, hay una serie de cuestiones que debes tener en cuenta.

Potencia del motor

Cómo cualquier vehículo a motor, es importante conocer la potencia del mismo. Es un error muy común asociar los watios del motor a la velocidad de la bicicleta. Pero nada más lejos de la realidad. Lo que va a determinar este factor es capacidad de tu dispositivo para afrontar las pendientes.

Si vives una ciudad llana quizá te puedas arreglar con una bicicleta sencilla con pocos watios. Pero si tu localidad está ubicada en las laderas de un monte te recomendamos que te hagas con un vehículo potente, aunque te cueste un poco más caro. A la larga, te compensará ese esfuerzo económico.

La velocidad máxima

La normativa europea establece que la velocidad máxima a la que pueden circular este tipo de vehículos es de 25 km/h. Por tanto, todo lo que esté por encima te servirá de bastante poco si la quieres para desplazarte con ella por zona urbana.

Moma 20,2

Sin embargo, en todos los casos esta velocidad solo se alcanza cuando se dan las condiciones optimas de cargado, peso soportado y en las características del trayecto que realices. Esto quiere decir que no siempre llegarás hasta ella.

Batería

Dos aspectos son importantes a la hora de mirar la batería de una bicicleta eléctrica. Por un lado, el tiempo de carga. Lo ideal es que este no sea demasiado largo para que puedas tener tu vehículo disponible rápidamente.

Por otro, es importante que te fijes bien en la cantidad de kilómetros que podrás recorrer sin preocuparte de buscar un enchufe. Para ello, antes que nada, debes tener claro qué distancia quieres cubrir con tu bicicleta o si tendrás la posibilidad de cargarla en tu lugar de destino.

Algunas baterías son extraíbles, lo que te facilitará poder ponerlas a cargar sin necesidad de tener la bici físicamente cerca de la toma de corriente.

Sistema de plegado

Cuánto más sencillo sea plegar tu bicicleta más, cómodo te resultará su guardado.

También es importante que tengas en cuenta las dimensiones de tu vehículo una vez esté plegado. Sobre todo, si dispones de poco espacio en casa o si quieres meterlo en el maletero de tu coche.

Windgoo 14 "

El peso es otro factor que debes tener en cuenta si no cuentas con ascensor en casa o en la oficina. Cuanto más ligera sea la bicicleta más fácil te resultará cargar con ella a la hora de guardarla.

Peso de carga

Tendemos a pensar que el peso de carga solo incluye nuestros kilos. Sin embargo, es posible que quieras utilizar tu bicicleta eléctrica plegable para hacer compras o para transportar cosas.

Cuanto más peso sea capaz de soportar el vehículo más usos podrás darle sacándole un mayor provecho a la inversión económica que supone.

El tamaño de las ruedas

Una de las principales ventajas de las bicicletas plegables, frente a las que no lo son, es el poco espacio que ocupan. Si las ruedas son demasiado grandes esta ventaja desaparecerá. Por eso el diámetro de las ruedas de este tipo de vehículos suele ser, como mucho, de 14 pulgadas.

Artículos recomendados

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.